Esquí de montaña en la Vall d’Aran

El fin de semana del 24-25 de marzo Sebas y yo saslimos a hacer esquí de montaña juntos, por primera vez desde su vuelta.

La situación se ha visto complicada por las nevadas recientes, con riesgo de aludes alto durante la semana. Para el fin de semana finalmente se sitúa en 3 y consideramos que hay picos en el Valle de Arán que se pueden hacer con seguridad.

Salimos el sábado por la mañana sin madrugar demasiado y alargándonos en el desayuno. Parada obligatoria en el bar Sport en Bellcaire d’Urgell donde nos encontramos muchas caras conocidas: Juan Ramon con un grupo del CEC que iba a los Besiberris, Xavi de la UEC que iba a hacer via larga en Vilanova de Meià. Todo en media hora! ya es curioso esto de las rutinas que cogemos todos 😛

Bien, seguimos para arriba y a eso de las doce estamos a punto de marcha. Nos aparece un coche estrambótico estilo big truck americano de Monster Energy. Sale de él una rubia que nos ofrece bebidas…“a cambio de qué?”. Sólo una foto con los esquís y la lata, pues aceptamos. Pero ya cuando nos pide que nos pongamos en plan macarras le digo que eso no va conmigo. Supuestamente la foto podía acabar en la página de Monster en facebook, pero obviamente no les debió salir lo suficientemente “macarra” para colgarla. Anda ya!!!

La pregunta que nos hicimos en seguida es qué coño hacen a las doce del mediodía en el parking de Beret intentando encontrar a alguien. No se puede decir que madrugaron mucho!!

Bueno, a lo nuestro. Vista la hora decidimos subir al ya recurrente Cap des Closos, ascensión corta para evitar el riesgo de aludes de fusión. Una calorina que te cagas!!! pero llegamos en 1h45 aprox. La bajada es ya con nieve muy sopa, pero mejor que nada, no?

Subiendo Cap des Closos

Subiendo a Cap des Closos

Da satisfacción de todas formas!! porque hemos subido y bajado sintiéndonos bien y a buen ritmo. De ahí ya nos vamos al Xalet del CEC que se ha convertido en una de las terrazas al sol más conocidas y concurridas de la vall. O sea, que tardamos un poco en conseguir que alguien en la barra nos indique donde dormimos.

Dejamos todos los trastos y después de una clara en la terraza, para Vielha a dar una vuelta y cenar.

Al día siguiente el plan es el Vaciver. Los dos lo tenemos pendiente y nos ha parecido bastante tentador, visto desde el otro lado del Pla de Beret.

Dormimos en las mansardes del Xalet, y flipando porque a altas horas de la madrugada los de la litera de arriba aún no han llegado. Llegarán a las tres de la mañana. Al menos no hacen mucho ruido!! salimos de allí viendo gente vestida de ropa de esquí totalmente tirada de través sobre los colchones, abrazados a una manta. Vaya nochecita que habrá tenido algún esquiador! están totalmente KO.

Al desayunar me encuentro a Eddie de la UEC con un colega. Adivinad donde van…al Vaciver!!! nos decimos que ya nos encontraremos pues nosotros ya salimos.

A las 9h15 ya estamos en marcha. Parece que pese a la nevada no hay mucha gente en el valle pues no se ve mucho tráfico. Eso sí, los restaurantes estaban a tope. Debe llevarse más la vida nocturna por aquí jeje.

Perdemos la traza en algún momento pero la subida hasta la zona de los lagos es obvia. Estamos más que tentados de irnos hasta el Tuc del Rosari. Un grupillo que salió delante nuestro está ya ascendiendo y se ve una pala superguapa. Hay reseñas que juntan los dos picos, Rosari más Vaciver, pero seguimos conservadores y con nuestro objetivo. De ahí ya se sube hacia la pala del Vaciver, con un flanqueo. En la pala final la nieve está muy dura. Sebas con sus Diamir, se pone las ganivetees en un plisplas, mientras que yo, como es más difícil, sigo sin ellas hasta que ya me lo pide el cuerpo. Entonces es el show en medio de la pala. Sacarme la mochila y los esquís mientras Sebas me hace un poco de parapeto.

Después de esto ya a disfrutar para arriba. Las vistas son bestiales, en cualquier dirección: todos los Marimanhas, Aigüestortes, Maladetas…genial!

Panorama cima

Panorama desde cima: Aigüestortes y Maladetas

Cima

Foto de cima

La pala de bajada está demasiado dura todavía, de lo pronto que es. Pero unos metros más abajo la nieve está empezando a fundir y hacemos unas eses bestiales! luego, en vez de deshacer el camino, nos vamos en dirección a Beret para coger una canal ancha. Y en la zona ombría…premio!! nieve polvo protegida por los árboles. dan para un par de giros, otro flanqueo, un par de giros más. Pero se disfruta!!!

Nieve polvo!

Nieve polvo entre los árboles!

Y con eso termina la excursión a la Vall d’Aran. Con gran satisfacción nos volvemos para la urbe.

Leave a Reply

A %d blogueros les gusta esto: